Olvídame: Esto es la guerra, Natasha Correa

miércoles, 12 de agosto de 2020

Título: Olvídame: Esto es la guerra
Autora: Natasha Correa
Género: Romántica
Editorial: Autopublicada
Sinopsis: Alessandra Marzolini lo tiene todo: belleza, popularidad y la vida deseada.
Bruno Brachielli es todo lo que ella odia en un chico: arrogante, mujeriego e increíblemente insoportable.
Regresa a su vida para poner todo patas arriba. Hace años que no se ven y la guerra entre sus familias ahora es más fuerte que nunca.
Ella no piensa perder y él está dispuesto a usar todas sus armas para ganar.
¿De qué bando eres? ¿Marzolini o Brachielli? Que empiece la guerra.

Este libro es el primero que leo de la mano de la autora Natasha Correa. Para empezar, quiero agradecerle la confianza que ha depositado en mí y el envío del ejemplar. Hace unos días me escribió preguntando si me gustaría colaborar con ella y le dije que sí sin pensármelo. Me gusta ayudar a los autores a que sus libros lleguen a más gente, sobre todo si son nóveles, ya que necesitan un apoyo extra en este mundo tan competitivo como es la literatura. Es un libro que de entrada parece la típica historia de dos adolescentes procedentes de familias adineradas, pero cuando te sumerges en la historia te das cuenta de todo lo que esconde entre sus páginas.

La historia comienza con el regreso al internado de Alessandra Marzolini tras sus vacaciones de verano junto a su tía y su prima, viajando por Francia y España. Es hora de dar comienzo a las clases en el instituto Pinewood Private School. Los últimos 4 años ha vivido en esta institución y a día de hoy la considera más su hogar que su propia casa. Vivió una gran temporada en Italia, hasta que cumplió 12 años. Su padre, por cuestiones de negocios, cortó su amistad con su mejor amigo, mudándose de Nápoles a Los Ángeles. No tiene una buena relación con sus padres, aunque no siempre ha sido así. Lo más importante para su madre es la imagen que proyecta ante los demás y que haga amistad con los hijos de las personas más influyentes del mundo. Por esta razón prefiere volver al internado antes de seguir viviendo bajo el mismo techo que ellos.

Su novio, Matt, es el capitán del equipo de fútbol del instituto. Delante de los compañeros fingen que su relación va viento en popa para evitar rumores y habladurías sobre ellos, pero en realidad llevan un año bastante distanciados. Este curso será totalmente distinto a los anteriores para Ales. Acaba de llegar un chico nuevo al instituto, Bruno, y cuando lo ve se queda boquiabierta, sin saber cómo reaccionar. La última vez que lo vio fue hace un par de años y lo último que se imaginaba era coincidir con él en el mismo instituto.

Bruno es un chico italiano que llega por primera vez al internado. No conoce a nadie, pero no tiene ningún problema en adaptarse al centro y hacer nuevas amistades, sobre todo con las chicas. Levanta pasiones allá por donde va y esta situación, lejos de molestarle, hace inflar su ego. Al cruzarse con la mirada confundida de Ales no puede pensar en otra cosa que no sea diversión. Tiene claro lo que quiere y nada ni nadie se lo va a impedir. La guerra entre los dos está servida.

Alessandra y Bruno se conocen desde la infancia. Eran los mejores amigos, siempre estaban juntos, haciendo travesuras y compartiendo momentos de felicidad en familia. Un problema entre las dos familias los obligó a distanciarse de mala manera, cambiando su lazo de amistad por completo.


Los personajes, tanto los protagonistas como los secundarios me han gustado mucho. Ales es una chica alegre, de buen corazón, amiga de sus amigos. Siempre está dispuesta a ayudar a los demás, sobre todo a sus mejores amigas, Paula y Sam. No se separa de ellas, las quiere muchísimo, tanto que parecen hermanas. Bruno es el típico joven adinerado, arrogante y vacilón. Piensa que el mundo gira alrededor de él y va con la cabeza alta, mirando por encima del hombro a todo aquel que se cruza en su camino. Paula es una de las mejores amigas de Ales, de familia humilde y bastante tímida, que lo da todo por los demás. Le encanta leer y no se separa de su amiga para nada. Es el personaje con el que más me identifico, nos parecemos en muchos aspectos.

La trama, aunque a priori parece que es la típica historia sobre la lucha de amor-odio entre dos adolescentes de la gran élite, está muy bien elaborada, mezclando aspectos que van más allá de los típicos problemas de instituto. Conocerás a dos personajes que se han querido muchísimo, compartiendo momentos inolvidables durante su infancia, pero que el tiempo ha causado estragos en esa bonita relación que tenían hasta el punto de cambiar las cosas por completo. Esta historia te demuestra que a veces las apariencias engañan, el amor no acaba siendo lo más importante por encima de todo y el interés cobra mucha más fuerza, arrasando con todo, sin reparar en las consecuencias.

Los capítulos están narrados desde el punto de vista de Alessandra. En ocasiones relata pequeños pasajes que recuerdan anécdotas del pasado, pudiendo conocer la relación que unía a los dos protagonistas. La pluma de la autora es muy fresca y divertida, haciendo que sea una lectura cercana y sencilla. Lo único malo es que tiene bastantes errores ortográficos, que a veces llegan a ser molestos, pero no es nada que no tenga fácil solución ni interfiera en los hechos de la historia.

Me ha gustado la manera en la que describe el mundo de la élite, sobre todo en lo referente a la familia de Ales. Nos demuestra dos caras de la misma moneda. Por un lado, están sus padres. Son las típicas personas adineradas que solamente se mezclan entre sí, pensando que lo más importante es el estatus y la economía familiar, dejando de lado lo más importante, el cariño y el amor hacia los suyos. Ales, en cambio, es totalmente distinta. No le importan las diferencias entre clases sociales, le encanta ir a restaurantes de comida rápida y valora más los sentimientos que una imagen impoluta. No es una chica mala, al contrario, se trata de una jovencita llena de sentimientos a flor de piel que necesita que la comprendan y la cuiden, tiene un corazón que no le cabe en el pecho.

El escenario principal es un poco serio y frío, vigilado a todas horas, lleno de guardias de seguridad por todas partes. Me imagino un edificio altísimo de piedra, oscuro y con miles de habitaciones, donde te puedes perder sin problema por sus pasillos y grandes jardines bien cuidados. Perfecto para jugar al escondite.

En resumen, es una novela que me ha dejado boquiabierta, con un final totalmente sorprendente. Necesito saber cómo sigue la historia y lo que les sucede a los personajes, sobre todo a Ales y Bruno.

9 comentarios

  1. ¡Hola Sandy! La verdad, al inicio no me llamaba mucho la atención el libro, pero me da curiosidad ese final sorprendente del que hablas. Creo que le daré una oportunidad. Gracias por la reseña. ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te lo recomiendo totalmente, porque te vas a encontrar con un final que te va a dejar boquiabierta, literalmente. ¡Yo necesito saber más!

      Eliminar
  2. Hola

    Honestamente, al principio pensé que era una historia más de romance con el clásico cliché, pero no lo sé, hay algo que me hace pensar que esto es diferente. No conocía este libro.

    Gracias por la reseña tan completa.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando empecé a leerlo tuve esa sensación, pero la verdad es una historia que va más allá y el final es...no tengo palabras para describirlo. ¡Tengo la necesidad de saber lo que les sucede a los protagonistas!

      Te lo recomiendo totalmente.

      Eliminar
  3. ¡Hola Sandy!
    La verdad la historia me ha llamado la atención, suena interesante y me alegra leer que te ha gustado bastante el libro :) me lo voy a llevar anotado.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! Si soy sincera debido a la sinopsis me dio la impresión de que era un libro un poco cliché, pero con tu reseña quizás le de una oportunidad. Me da intriga conocer éstos dos personajes, sobretodo por la manera en que los describes y también por ese final inesperado del que nos cuentas.
    Besos ¡nos estamos leyendo!

    ResponderEliminar